Situado a 10 minutos a pie del centro de Marrakech, el hotel cuenta con un spa y estudios con aire acondicionado.

Los huéspedes pueden disfrutar del baño turco y la piscina exterior.

todos los apartamentos tienen un balcón, una sala de estar marroquí y baño privado.

Cada uno tiene una zona de cocina y minibar.

Wi-Fi disponible en las zonas comunes del hotel.

Los huéspedes del hotel Además pueden disfrutar de un masaje relajante o tomar el sol en la terraza de la piscina.